¿Qué es el Wushu?

ADNWUSHU

Wushu significa en chino “arte marcial” y abarca la totalidad de artes marciales chinas que en occidente solemos conocer como Kung Fu. Dada su milenaria historia, hay más de doscientos estilos y ramificaciones de esta disciplina; el primer paso en su clasificación es separar los estilos internos de los externos.

Los estilos internos se caracterizan por sus movimientos suaves. Suave no debe de ser entendido como “débil”, dado que sus movimientos denotan en su interior una sutil y definida energía. Los más practicados son Tai chi, Pa kua o Xin yi.

Dentro de los estilos externos podemos encontrar tanto disciplinas de combate y defensa (Sanda) como disciplinas de exhibición (Tao Lu tradicional y moderno).

El Sanda es una forma de combate a contacto pleno que se ejecuta con las extremidades inferiores, superiores y con diferentes técnicas de atrapes, lances y proyecciones.

El Tao Lu es un conjunto de movimientos de ataque y defensa que se subdivide en ejercicios efectuados con mano vacía o armas, ejecuciones grupales y combates preestablecidos entre dos o más atletas. Los movimientos son fluidos, suaves, elegantes y a la vez rápidos. El Tao Lu tradicional se compone de trabajos de técnica, fuerza, resistencia, elasticidad y acondicionamiento del cuerpo. El Tao Lu moderno combina las artes marciales y los movimientos de expresión extraídos de la ópera china con acrobacias típicas de la gimnasia deportiva. Las rutinas, que realzan el aspecto estético y aeróbico, se han ido transformado en un interesantísimo deporte internacional, acentuando las bases para convertirse en un deporte olímpico.

En sus orígenes el Wushu era una disciplina militar, sin embargo y por razones principalmente políticas, en el periodo de la contrarrevolución cultural se prohibió su práctica y se creó el Wushu moderno, que debía servir para desarrollar a las nuevas generaciones de chinos de un modo saludable, estableciéndolo únicamente como deporte sano, fuerte, ágil y orientado a la competición. En 1978, a partir de la reforma política impulsada por Deng Xiaoping, se volvió a permitir la práctica de estilos tradicionales y desde entonces conceptualmente podemos hablar de Wushu tradicional y Wushu moderno, aunque muchas veces esta subdivisión es difusa dada la enorme variedad de estilos.

El Wushu ha trascendido en los años, así como lo han hecho sus principales valores, como el respeto, la humildad, el compromiso, la perseverancia y la disciplina cualidades que potencian el deportista en el tapiz y en su vida diaria.

Te invitamos a que descubras junto a nosotros todos los beneficios que la práctica de un arte marcial como el Wushu puede aportar a tu vida en todos los aspectos.

Share it